Verónica Portillo cumplió años y lo celebró en su casa del barrio Vapor Amadeo con un nutrido grupo de amigos y amigas.

Hubo asado de esos que no se empardan, y mucha música de la mano de cantores y músicos amigos que animaron una guitarreada, que casi fue un recital folklórico con muchas palmas y chacareras bailadas.

No faltaron el brindis y los deseos al soplar la velas, y por supuesto una torta que endulzó una noche de festejo. Felicidades Verónica!!