«Polo» celebró sus 50 años («Sin Cuenta» impuso en los centros de mesa) en el Grande Hotel de Río Grande. Allí, casi un centenar de invitados, entre familiares, compañeros de trabajo y amigos, festejaron las cinco décadas del querido locutor y conductor radial, creador del clásico «La Tierra del Juego» (FM Aire Libre 96.3 Mhz), entre otros muchos ciclos radiales de antes y de ahora.

Lo cierto es que la fiesta fue una especie de larda duración (desde las 21.30 hasta la 6 del día siguiente) con mucha música, shows artísticos y un plus muy especial: la renovación de sus votos matrimoniales con Patricia Gallay, con una breve pero emotiva ceremonia religiosa  a cargo del Padre Iván, de la Parroquia Sagrada Familia.

El servicio gastronómico fue de Fratello, el restorán del Hotel; los shows artísticos fueron protagonizados por el Mago Millén; La Batucada del Profe Ibarra; Sebastián Villafuerte (cuarteto y cumbia); Facundo Argüello (tangos y melódicos) y Disco Viejo, una banda de música retro y para bailar. El DJ, sonido e iluminación estuvieron a cargo de Jorge Sotomayor. Los souvenirs fueron una creación de WW Producciones.

«Polo» tuvo su noche perfecta y prueba de ello fue la compañía de su esposa y compañera de ruta, Patricia, sus hijos, todos sus nietos, su hermano, familiares que vieron desde su natal San Nicolás, varios compañeros del secundario y sus amigos y compañeros de trabajo.

Desde La Vidriera Fueguina nos hacemos eco de la alegría de nuestro querido amigo y le deseamos lo mejor ahora y siempre: feliz cumpleaños y feliz vida!!!