El pasado sábado por la noche tuvo lugar en el microestadio “Cochocho Vargas” la tradicional Cena de Antiguos obladores en el marco de los festejos por el 135° aniversario de la ciudad de Ushuaia. El intendente Walter Vuoto recibió a cada una de las familias centenarias y a aquellas que se radicaron en Ushuaia hasta mediados del siglo pasado, acompañado de la gobernadora Rosana Bertone e integrantes del Gabinete municipal.

Compartimos este encuentro para homenajear a las familias pioneras de esta ciudad maravillosa que ha visto llegar a todos. Siempre hablamos de los valores de una sociedad y esto también tiene que ver con la memoria colectiva. Nuestra gratitud a aquellas personas que decidieron fundar un pequeño pueblo, que luego se convirtió en ciudad y lo hicieron con mucho sacrificio y sorteando dificultades”, dijo el intendente Vuoto.

La ciudad se va construyendo con historias individuales que se van sumando a una construcción colectiva. Este es el momento de homenajear a los antiguos pobladores y reflexionar, porque Ushuaia está en pleno crecimiento y tiene que ser la puerta a la Antártida, con un puerto logístico antártico. Una ciudad plural, que construye desde la diversidad; que cuando nos juntamos para festejar su aniversario, nos une el amor por ella”, expresó.

Junto a la Comisión de Antiguos Pobladores, el Municipio llevó adelante la organización de la cena que contó también con la presencia de funcionarios electos, el embajador y embajadora de la Ciudad, el acompañamiento de la banda de Música municipal y artistas locales.

Por su parte, la gobernadora Rosana Bertone se manifestó emocionada y destacó la tarea realizada por la comisión organizadora, las distintas áreas municipales que trabajaron para lograr el festejo, la Banda de Música municipal,  en este “excelente homenaje”.

Aseguró que “es una manera de recordar a quienes forjaron Ushuaia, seguramente con grandes dificultades, con un clima más duro, con menos posibilidades de comunicación. Estoy feliz por el homenaje que brindó el Intendente y que podamos construir una ciudad cada día más linda, más amigable y con grandes expectativas porque se recuperen puestos de trabajo y mayor alegría”.

Vuoto saludó a los presentes, acercándose a las mesas en las que compartían la cena y la celebración con música y baile y fijó el próximo encuentro en el tradicional desfile que tendrá lugar el 12 de Octubre. “Los esperamos en ese gran encuentro que es el desfile en el día de la ciudad  y también para compartir la paella, tradición que decidimos retomar después de 25 años y que es la excusa para encontrarnos, reconocernos y celebrar”, sostuvo acompañado de Mario Daniele,  intendente mandato cumplido, quien también se encontraba en la cena del 135° aniversario.

Como le decía a la Comisión de Antiguos Pobladores, la ciudad se expresa y sabemos que hay mucho por hacer. Ushuaia ha pasado momentos malos, momentos buenos, pero siempre se ha levantado y en este contexto de país que se viene, se vuelve a levantar con nuevas esperanzas y con estos vecinos que se han acercado a compartir”, concluyó Vuoto.